Your address will show here +12 34 56 78
fim-cancun
Ahora el mundo la conoce como la única negra que canta flamencoConcha Buika es la voz de los apátridas, la que llora por los refugiados sirios y la que celebra a los hombres que se han liberado de los nacionalismos. Es la niña de fuego a la que le da la gana no pertenecer a ningún lado.

“Yo vivo en el mundo”, dice en entrevista esta cantante de sangre africana y criada en Palma de Mallorca. Por su temperamento pareciera que es cubana, pero su pasaporte indica que es española, que se llama María Concepción Balboa Buika y que tiene 44 años. “Mi patria es la Tierra”, insiste. “Por eso me cuesta tanto trabajo echar novio, porque nadie quiere estar con alguien que no está nunca”.

En su voz hay algo de salvajismo. Sus canciones son caricias que raspan. Habla como si rugiese un felino. Por sus venas corre la sangre de los bubis, una etnia que habita desde hace siglos en Guinea Ecuatorial, el país donde nacieron sus padres, y del cual tuvieron que escapar en calidad de exiliados políticos.

keep reading

0

X